abdominoplastia

Con la abdominoplastia eliminamos la piel y grasa que sobra en la tripa y corregimos la flacidez y separación abdominal. 

¿Qué es la abdominoplastia?

La abdominoplastia es la operación que corrige las alteraciones del abdomen debidas a: los embarazos, los grandes cambios de peso o simplemente el paso del tiempo.

La abdominoplastia elimina el exceso de piel y grasa, y corrige la separación o diástasis de los músculos rectos abdominales. La abdominoplastia repara, tensa y vuelve unir la musculatura abdominal en la línea media, teniendo como resultado un abdomen más: plano, firme y fuerte.

Gracias a la abdominoplastia solucionamos:

  • Exceso de piel (flacidez).
  • Exceso de grasa.
  • Diástasis abdominal.
  • Hernias abdominales.
  • Cicatriz de la cesarea.
  • Presencia de estrías.

Abdominoplastia tras el embarazo

La diástasis (separación) del músculo recto abdominal es frecuente tras el embarazo, sobre todo en embarazos múltiples, y tiene como consecuencia la “pérdida de cintura”. Esta separación muscular y abombamiento del abdomen no mejoran con: ejercicio, tratamientos estéticos o fisioterapia. La única manera de lograr volver a juntar los músculos es mediante la plicatura del recto abdominal. Con ello conseguimos un abdomen recto y recuperar la cintura. 

Para recuperar la figura tras el embarazo es frecuente realizar en el mismo tiempo quirúrgico una mastopexia o elevación de la mama.

Cirugía de las cicatrices abdominales

Frecuentemente tras la cesárea, aparecen cicatrices inestéticas o que presentan adherencia o se hunden en la piel. Durante la abdominoplastia se reparan o eliminan.

Dr. Moreno

Concepto Mommy-make-over. Dr. Emilio Moreno

La abdominoplastia es hoy en dia una intervención que nos permite combinar la reparación de la musculatura abdominal, la eliminación de exceso de piel y la liposucción de las zonas de grasa acumulada en cintura o abdomen, en un solo procedimiento, devolviendo a las pacientes el aspecto abdominal que tenían antes de sus embarazos. Todo ello sin olvidar el concepto de Mommy-make-over, con el que es posible abordar todas las secuelas de los embarazos de una forma global.

Un abdomen deteriorado hace que la columna lumbar trabaje en un ritmo constante de sobrecarga, hay mala posición. Si tu abdomen está abombado, tu columna está incurvada de más. Entonces, por ejemplo, cuando nosotros recuperamos la musculatura y el abdomen está recto, automáticamente la columna lumbar adopta una postura mucho más fisiológica y las vértebras se desgastan menos, por lo que cuando tengas 60 años, no vas a tener esa artrosis. Inmediatamente, las molestias van a mejorar, a la hora de hacer cualquier deporte. Hay otro aspecto que es el de las digestiones -el 99,9% nos cuenta que se hinchan a lo largo del día- . Estas suelen ser más lentas y pesadas tras el periodo gestacional, y con la cirugía también se mejora este aspecto.

Puga

Embarazo tras la abdominoplastia. Dra. Susana Puga

Después de una abdominoplastia, para que la cirugia sea estable, aconsejamos que pasen aproximadamente 6 meses para quedarse embarazada. Una vez se inicia el embarazo, éste transcurrirá de forma normal, no se va a producir de nuevo la separación muscular pero sí puede ocurrir elongación (estiramiento) de los músculos. Y a la hora del parto, la musculatura conserva su función igual que previamente a la abdominoplastia.

Maria Gonzalez Vecino

¿Después de la abdominoplastia se pueden volver a tener hijos?

¿Qué sucede si después de la abdominoplastia me quedo embarazada? Dra Maria González

Habitualmente preguntamos a las pacientes sobre la intención de tener nuevos embarazos, y en caso de que así sea y si el deseo de tener más hijos es a corto plazo aconsejamos esperar para realizar la intervencion y asegurar un resultado más duradero. No obstante hay muchas pacientes que tienen un embarazo después de haberse sometido a una abdominoplastia; en esos casos las pacientes experimentarán los mismos cambios que cualquier mujer embarazada teniendo en cuenta que tras el embarazo su aspecto será mejor que antes de haberse intervenido y que la posible alteracion de la pared abdominal vendrá determinada tanto por el aumento de volumen del abdomen como por los propios tejidos de la paciente. En los casos en los que el motivo de la cirugía es un exceso de piel y de grasa en mujeres que aún no han tenido embarazos,sobretodo si no tienen intención  de tenerlos de forma inmediata, se puede realizar la abdominoplastia sin que ello afecte a la posibilidad de tener un embarazo en el futuro.

Abdominoplastia para el hombre

La abdominoplastia masculina se suele realizar en hombres que han tenido una gran perdida de peso y como resultado ha quedado mucha flacidez en la piel del abbdomen. Tambien sirve para reparar la musculatura abdominal.

¿Cómo se realiza? 

La abdominoplastia se realiza con anestesia epidural o con anestesia general, dependiendo de las características del paciente y de la valoración del anestesista. Se realiza a través de una incisión horizontal localizada en la parte baja del abdomen por encima del pubis. A través de ella se pueden juntar los músculos del abdomen si están separados y con ello marcar la cintura, y posteriormente eliminar la piel y grasa que sobran para conseguir un abdomen plano.

Aunque esta cirugía conlleva una cicatriz amplia, es una de las cirugías que más satisfacción aporta, tanto por el importante cambio que aporta en la silueta corporal como porque esta cicatriz puede ser fácilmente escondida con la ropa interior y/o bikini. 

Para mejorar los resultados de la abdominoplastia, podemos realizar liposucción en los flancos y/o el injerto de grasa (lipofilling).

La abdominoplastia también eliminará todas las estrías que se encuentren en la parte baja del abdomen.

La intervención se realiza en el Hospital Quirón de Madrid.

Mejora funcional y postural

Además de la mejora estética que se consigue al eliminar la flacidez abdominal, la abdominoplastia mejora la postura, elimina y previene dolores de espalda (descarga la zona lumbar) y te permitirá realizar actividades deportivas con mayor facilidad y eficiencia.

Una rápida recuperación

Además del mejor resultado estético, te ofrecemos la recuperación más rápida con nuestro exclusivo protocolo de recuperación post cirugía  que comienza al día siguiente de la cirugía. Tendrás un postoperario rápido y con las mínimas molestias.

Miniabdominoplastia

La miniabdominoplastia es la forma coloquial de llamar a una abdominoplastia parcial en la que no se precisa resituar el ombligo o hacer una plicatura abdominal.

La cicatriz de la abdominoplastia es una cicatriz extensa, pero por su diseño y localización queda oculta con la ropa interior o el bikini. Además, tras un periodo inicial de 6 a 10 meses en el que la cicatriz tiene un color rojizo el tono de la misma va tornando progresivamente hacia el blanco con lo cual cada vez es menos visible. El tiempo es en este caso nuestro gran aliado, y cada año que pase la cicatriz será menos evidente.  Tenemos un protocolo completo par vigilar la correcta evolución de la cicatriz y un arsenal terapéutico para prevenir y tratar las cicatrices inestéticas o hipertróficas.

Fotografías de antes y después

Abdominoplastia
Sanz

Reparación de hernias. Dr. Ignacio Sanz

Es muy frecuente que en pacientes a las que se les va a realizar una abdominoplastia existan hernias, ya sea en la línea media del abdomen o hernias umbilicales. Solucionamos las hernias simultáneamente a la realización de la abdominoplastia y para esta resolución a diferencia de otros profesionales no solemos utilizar mallas.

Opiniones y testimonios de nuestros pacientes

Hola,soy Chus,una paciente operada de una abdominoplastia por el Doctor Ignacio Sanz.No tengo palabras para agradecer el trato recibido tanto por el Doctor Sanz como por todo el equipo que me atendió,Nazaret,Pilar,Isaac,Eva..
Tomar la decisión de operarse no es fácil, pero una vez que entras a la consulta no ves a un profesional distante que te quiere despachar al minuto.Ves a una persona que no te conoce de nada y que no solo se preocupa por tu problema sino que se pone en tu lugar, en cómo debes estar viviendo física y psicológicamente con ese problema.
A mí me devolvió las ganas de vivir y mi autoestima fue aumentada desde el momento en que desperté de la anestesia y vi que mi problema había desaparecido.
Solo puedo tener palabras de agradecimiento para el Doctor Sanz y el resto del equipo que me trató.

Abdominoplastia: Conclusión

La abdominoplastia es una intervención quirúrgica cuyo objetivo es  reparar la musculatura de la  pared abdominal y/o  eliminar el exceso de piel y grasa del abdomen con  una finalidad estética y funcional y cuya indicación  dependerá  de la exploración de cada paciente.

En las mujeres, tras los embarazos, la pared muscular queda debilitada y los músculos rectos anteriores del abdomen separados, lo que origina un abombamiento del abdomen que en ocasiones puede simular un embarazo.  Esta debilidad ocasiona en algunas pacientes dolores en la zona lumbar o en el abdomen como consecuencia de la “incompetencia” de la pared del abdomen.  

La abdominoplastia mejora estéticamente la silueta corporal, proporcionando un abdomen: terso, firme y con una cintura más marcada. Las molestias suelen ser mínimas, y la satisfacción del paciente suele ser muy positiva. 

La abdominoplastia además incrementa los sentimientos positivos hacia ti misma, adquiriendo mayor confianza y seguridad en tu propia imagen. Todas las intervenciones quirúrgicas requieren un estudio del paciente y una planificación, totalmente individualizada y de esta forma serás tratado/a por todo nuestro personal.

Preguntas frecuentes

¿Se pueden quitar las estrías del abdomen?

Las estrías son la consecuencia de la ruptura de las fibras elásticas de la dermis por distensión de la piel como la que ocurre en los embarazos o en las ganancias temporales. Son verdaderas cicatrices y no pueden eliminarse. Sin embargo, la mayoría de las estrías se sitúan en la piel por debajo de la piel del ombligo, que es la zona del abdomen que habitualmente se extirpa; por tanto, tras la abdominoplastia se eliminan gran parte de las estrías del abdomen. Tu cirujano te podrá orientar acerca de qué estrías permanecerán y cuales serán eliminadas.

¿Qué sucede con el ombligo?

El ombligo es una estructura de la pared abdominal que atraviesa la piel del abdomen. En la abdominoplastia el ombligo se desinserta de la piel del abdomen y se vuelve a insertar una vez hemos realizado la extirpación cutánea. Esto nos permite conferir al ombligo un aspecto más juvenil acorde con la nueva forma del abdomen, así como corregir pequeñas hernias paraumbilicales existentes. Dependiendo de cuánta piel podamos extirpar, el orificio original del ombligo puede ser extirpado completamente (lo que sucede en la mayoría de los casos) o cerrarse dejando una mínima e imperceptible cicatriz. Su cirujano podrá orientarle acerca de cuales son las opciones en su caso completo valorando la cantidad de piel sobrante y la elasticidad de la misma.

¿Es importante dejar de fumar antes de la intervención?

El abandono del consumo de tabaco o una importante reducción del mismo varias semanas antes de cualquier intervención repercute de forma positiva en la vascularización de los tejidos y ayuda a una mejor cicatrización. Esto es especialmente importante en la abdominoplastia, sobre todo si se plantea realizarla con una liposucción de cintura.

 

¿Cuánto hay que esperar tras dar a luz para hacerse una abdominoplastia?

Hay que esperar unos 6 meses tras el parto. Como consecuencia del embarazo y la distensión abdominal, los músculos rectos abdominales se separarán entre sí (diástasis) y por ello su abdomen parecerá abombado y no plano como anteriormente. Esto se corrige mediante la unión de estos músculos mediante unas suturas especiales que se conocen como plicatura. Así tu vientre será plano y más fuerte.  

¿Cuando podré tomar el sol tras la abdominoplastia?

Podrás tomar el sol una vez que la inflamación haya desaparecido, lo cual requiere aproximadamente de un mes. La cicatriz tendrás que protegerla de la exposición solar, bien con crema de protección total o bien con esparadrapo durante al menos un año.

¿La abdominoplastia es un tratamiento para la obesidad?

La obesidad es un problema médico que abarca muchas otras patologías, y que no se reduce a una cuestión meramente estética
Cuando un paciente tiene un problema de obesidad necesita una valoración endocrinologica y una serie de estudios encaminados a buscar solución al problema.  La abdominoplastia se realiza con bastante frecuencia en pacientes que bien con dieta o después de una cirugía de la obesidad, pierden peso de forma importante y presentan a la exploración un exceso de piel y grasa en el abdomen, un faldón abdominal que resulta incómodo para la vida del paciente desde un punto de vista funcional y estético.

¿Si tengo una hernia, me puedo realizar una abdominoplastia?

Algunos pacientes que se plantean someterse a una abdominoplastia presentan a veces hernias en la pared del abdomen, que habitualmente se suelen localizar a nivel de la línea media del abdomen, en el ombligo, por encima o debajo de él.
En el mismo tiempo quirúrgico en el que se realiza la abdominoplastia se repara la hernia y se cuenta con la colaboración del equipo de cirugía general y aparato digestivo en los casos en que sea necesario.

¿El ejercicio puede reparar la diástasis abdominal producida y evitarse así la cirugía?

No, el ejercicio físico tonifica la musculatura abdominal, pero no consigue reparar la diástasis o separación de la musculatura que tiene lugar después de los embarazos. La única forma de reparar la diástasis es mediante la abdominoplastia. Además, la abdominoplastia facilita la posterior realización del ejercicio físico y "hacer abdominales".

¿Cuándo se puede realizar deporte o actividades físicas?

Habitualmente a partir del mes postoperatorio el paciente puede hacer una actividad completamente normal incluyendo el ejercicio físico.

 ¿Podré hacer abdominales después de la operación?

Respecto a los abdominales, no solo podrás hacerlos sino que además los podrás hacer mejor, porque tendrás una musculatura abdominal más fuerte y eficiente. 

¿Se puede combinar con otras cirugías?

Si, de hecho es muy frecuente combinarla con cirugía mamaria (mastopexia, reducción o aumento de pecho) o con liposucción. La abdominoplastia es frecuentemente solicitada por mujeres que han tenido uno o vario embarazos y han tenido como secuela el abombamiento del abdomen (diástasis) y la perdida de tamaño o firmeza de sus pecho.

También puede combinarse con la liposucción para eliminar zonas de grasa superficial en costados o espalda o en zonas en las que no es eliminada por la abdominoplastia.

¿Cuánto tiempo debo de llevar la faja?

Nuestras pacientes suelen llevar la faja durante un mes. En la última semana se la pueden quitar para dormir. La faja ayuda a contener la inflamación y permite que la piel se "vuelva a pegar". Los primeros días resulta incómoda de llevar pero luego el cuerpo se acostumbra a ella e incluso cuesta quitársela cuando ya no es necesaria. Consideramos que llevar la faja más tiempo no mejora el resultado de la cirugía e incluso es contraproducente porque disminuye el trabajo muscular del recto abdominal?

¿Qué riesgos existen?

Los riesgos o complicaciones tras la abdominoplastia son infrecuentes, y su relación a continuación tiene como finalidad darte una buena información.

Siempre existe un riesgo anestésico, que habrás de considerar a la hora de decidir sobre tu intervención. Este riesgo es extremadamente pequeño. Los efectos secundarios de la anestesia o la sedación son muy poco frecuentes, pero pueden poner tu vida en peligro. Por esta razón realizamos la cirugía en un lugar óptimo (hospital), donde se encuentran tanto el equipo técnico, como el personal médico apropiados para resolver cualquier complicación (en el caso de que se presentara). Desde que entras en el quirófano, hasta que finaliza la intervención, el anestesiólogo estará a tu lado, controlando tus constantes vitales. Durante toda la intervención te hallarás perfectamente monitorizada.

Algunas personas cicatrizan haciendo cicatrices gruesas y enrojecidas, que tardan muchos meses en aplanarse y palidecer, quedando posteriormente de mayor anchura que una cicatriz normal. Esta complicación es muy poco frecuente con las técnicas de sutura que utilizamos y los cuidados de la cicatriz que te recomendaremos en el postoperatorio. Los problemas en la cicatrización son más frecuente en personas fumadoras.

Como en cualquier procedimiento quirúrgico, a pesar de la administración de antibióticos y de una técnica meticulosamente estéril durante la intervención, puede aparecer una infección. Esta complicación es extremadamente infrecuente en nuestra experiencia.

El riesgo de hemorragia postoperatoria es muy bajo, aunque es normal la salida de una escasa cantidad de sangre y suero por los drenajes.

La complicación más frecuente, que sin embargo se produce raramente, suele ser el seroma, que consiste en el acumulo de liquido seroso. En algunas ocasiones requiere punciones para eliminarlo y prolongación durante más tiempo de la compresión con la faja.

Pueden aparecer trastornos de la cicatrización como intolerancia a los puntos, que pueden ser rechazados y expulsados. Esta complicación suele resolverse en unos días, si bien la calidad final de la cicatriz puede no ser óptima.

Ficha de tratamiento

Duración

2-3 horas

Ingreso

Noche en hospital

Anestesia

General o epidural

Recuperación

Debes llevar una faja durante un mes. Una semana de baja laboral (salvo que realices un trabajo que requiera esfuerzos). A partir del mes puedes comenzar a hacer ejercicio físico de forma progresiva.

Resultados

Obtendrás los resultados definitivos a partir del 2º mes.

Precio

Te damos presupuesto tras la 1ª consulta. Incluye: curas, revisiones, masajes postoperatorios y faja compresiva.