Publicado en  
 el  
8 junio 2020

Fisioterapia postquirúrgica

¿Por qué un tratamiento con fisioterapia tras la cirugía? Tras una intervención de cirugía plástica o estética, el paciente quiere una recuperación precoz. Para ello, en nuestro centro, los pacientes reciben un tratamiento de fisioterapia adaptado a su intervención y su evolución. Se percibe el alivio desde el primer momento.    El tratamiento comienza al día […]

¿Por qué un tratamiento con fisioterapia tras la cirugía?

Tras una intervención de cirugía plástica o estética, el paciente quiere una recuperación precoz. Para ello, en nuestro centro, los pacientes reciben un tratamiento de fisioterapia adaptado a su intervención y su evolución. Se percibe el alivio desde el primer momento.   

El tratamiento comienza al día siguiente de la cirugía, con una sesión en la habitación del hospital. Esta sesión consiste en un drenaje linfático manual (DLM) y, si es necesario, un tratamiento específico sobre la espalda. El tratamiento se realiza cómodamente sobre la cama del hospital y es muy agradable de recibir. 

En días posteriores ampliamos nuestros tratamientos, siendo la base el drenaje linfático manual. Las maniobras de drenaje linfático manual y el resto de masajes se realizan con extremo cuidado y son siempre agradables para la paciente.

También utilizamos ultrasonidos, kinesiotape, Inducción Miofascial y otras técnicas de fisioterapia.

Los tratamientos se realizan en prácticamente la totalidad de las intervenciones de cirugía plástica, estética y reparadora. Entre ellas destacamos:

Mamoplastia de aumento y mastopexia

En la mamoplastia de aumento es habitual sentir tensión en el pecho. Por ello, el tratamiento básico las dos primeras semanas consiste en drenaje linfático manual, aplicación de ultrasonidos y/o Indiba. Posteriormente, realizamos un tratamiento específico para disminuir la tensión en el músculo pectoral. Además del tratamiento sobre la mama, consideramos imprescindible eliminar las frecuentes molestias asociadas en cuello y espalda. Para ello, hemos adaptado las maniobras clásicas de masaje y las aplicamos con la paciente cómodamente tumbada boca arriba. Los ultrasonidos contribuyen a reducir la inflamación postoperatoria, y logran que la mama recupere antes un tacto blando y natural, previniendo así el encapsulamiento.

Liposucción

La liposucción forma edema y equimosis (moretones) que desaparecen antes con un adecuado tratamiento postquirúrgico. La aplicación de Indiba logra que no se forme fibrosis y que la piel se adapte mejor al tejido, evitando la flacidez cutánea y contribuyendo a un resultado óptimo tras la cirugía.

Lipofilling

Para lograr que un mayor porcentaje de grasa se mantenga realizamos sesiones de Indiba, antes y después de la cirugía.

Reconstrucción de  mama

La fisioterapia postquirúrgica es parte fundamental en la recuperación de las pacientes que han sufrido una mastectomía y se han reconstruido la mama. Además de facilitar la adaptación al expansor o a los implantes mamarios, tratamos la posible pérdida de movilidad debida a la mastectomía y cirugía axilar y realizamos tratamientos de prevención y terapia del linfedema. Más información sobre la fisioterapia tras la reconstrucción de mama.

Abdominoplastia

En la abdominoplastia además de reducir el edema logramos eliminar la tensión producida por la plicatura y tratamos la cicatriz abdominal.

Rinoplastia

La rinoplastia es una de las intervenciones que más se beneficia de un correcto tratamiento postquirúrgico mediante drenaje linfático manual ya que es frecuente la aparición de edema alrededor de la nariz y de los ojos.

Lifting/Blefaroplastia

El Drenaje Linfático Manual (DLM) ayuda a eliminar más rápidamente el edema, acelera la recuperación del tejido y disminuye los dolores o molestias postoperatorias. 

Tratamiento de las cicatrices

El tratamiento de las cicatrices depende de su tamaño, estado evolutivo y de la presencia de complicaciones tales como adherencias, formación de cicatriz hipertrófica, etc.

Las cicatrices tras una intervención de cirugía estética raramente causan alguna limitación funcional y por tanto su tratamiento es estético. Como excepción encontramos las cicatrices axilares tras cirugía de la mama que sí pueden limitar temporalmente los movimientos de elevación del brazo. 

También tratamos a pacientes operados por otros cirujanos plásticos.

La opinión de nuestra fisioterapeuta: Laura Canal.

El tratamiento fisioterapéutico postquirúrgico tiene dos objetivos principales: en primer lugar conseguir un bienestar físico y psicológico para la paciente. Esto significa que utilizaremos diferentes técnicas encaminadas a reducir las posibles molestias ocasionadas por la cirugía y además ayudaremos a resolver las posibles dudas que le surgen a la paciente en su evolución. En segundo lugar, acelerar la recuperación permitiendo al paciente incorporarse lo antes posible a sus actividades personales o profesionales.

Para cumplir estos objetivos, trabajamos adaptándonos a cada paciente y a cada tipo de cirugía para lograr unos resultados óptimos en la evolución del tejido.

Isaac Chavero Coordinador de la Unidad de Fsioterapia Post- Quirúrgica.

Llevamos más de 15 años realizando tratamientos de recuperación post cirugía estética. Logramos que la recuperación sea más rápida y agradable.

Nuestro trabajo es valorado y apreciado por los pacientes y cirujanos plásticos.